Versión desktop Versión móvil

El Gobierno lanzará un plan para fomentar la creación de empresas entre los jóvenes

Expansión | 15/11/2004 | 1:17

El nuevo Ejecutivo ultima un plan orientado a facilitar la creación y consolidación de compañías. Para conseguirlo, el próximo ejercicio pondrá en marcha una batería de medidas con ayudas especiales para los menores de 40 años.

La noticia dejó mudo al nutrido grupo de empresarios que se reunieron para conmemorar el 20 aniversario de la Asociación de Jóvenes Empresario (AJE). José Luis Rodríguez Zapatero, presidente del Gobierno, aprovechó su asistencia al acto como invitado de honor para anunciar el Plan de Fomento Empresarial, que pondrá en marcha en 2005, con el objetivo de impulsar la creación y consolidación de nuevas empresas.

La noticia fue acogida con entusiasmo por muchos de los asistentes, que representan el tipo de motor empresarial que el Gobierno quiere impulsar: son emprendedores, jóvenes y con negocios consolidados. "La promoción del espíritu emprendedor debe constituir una pieza angular de nuestra política económica", aseguró Zapatero al inicio de su discurso, pocos minutos antes de presentar el plan.

Batería de ayudas

El Plan de Fomento Empresarial consta de cinco bloques de medidas que abordarán desde la formación necesaria para ser emprendedor hasta incentivos fiscales.

Por el lado de la educación, Zapatero anunció que "tomará medidas de tipo socio-educativo para aumentar la valoración social de los emprendedores y los empresarios y para enseñar a emprender", pero no especificó en qué se van a concretar.

Donde sí profundizó más fue en las medidas de corte jurídico-administrativo que abordará para simplificar los trámites de creación y cierre de empresas. Para los primeros, dijo, "se avanzará en el expediente administrativo único, que reducirá dichos trámites de forma notable".

Para mejorar los trámites de cierre de negocios, propone acometer una revisión de la Ley Concursal, "que solucionará la actual discriminación legal que sufren los accionistas en las empresas en el orden de prelación de créditos en las crisis empresariales".

La tercera medida va orientada a facilitar el acceso a la financiación necesaria para crear una empresa, "potenciando el papel de las sociedades de garantía recíproca y simplificando la regulación del capital riesgo", afirmó Zapatero que, entre otras medidas, prevé potenciar las actividades públicas de apoyo al capital riesgo.

A la búsqueda del capital se sumarán incentivos fiscales que, por el momento, están en fase de estudio. "En el marco de la reforma fiscal a la que se ha comprometido el Gobierno se revisarán todos los incentivos fiscales empresariales para que sean efectivos y accesibles a las nuevas pequeñas empresas, en lugar de concentrarse, como ocurre en la actualidad, en las de mayor tamaño".

Entre los incentivos fiscales que deberán superar ahora el escrutinio del Gobierno destacan todos los relacionados con Investigación, Desarrollo e Innovación (I+D+i), que se podrán sustituir o complementar por medidas alternativas que ya están teniendo éxito en otros países de nuestro entorno", adelantó Zapatero, aunque no citó ninguna en concreto.

Plato fuerte y polémica

Pero el plato fuerte lo dejó para el final: "La reducción a la mitad de las cotizaciones de la Seguridad Social para todos los jóvenes que contraten nuevos trabajadores". La medida, que se aplicará durante los dos primeros años de actividad, no está exenta de polémica.

"Me parece inconstitucional que me discriminen por razón de edad. Esto me va a llevar al fraude, porque contrataré a un joven de 25 años para que luego, con los años, me venda la empresa", afirma un empresario de 46 años. "¿Ser emprendedor es cuestión de edad? El plan me parece pura demagogia", añade.

El límite comúnmente aceptado para considerar a alguien joven empresario abarca hasta los 40 años, edad tope que tiene fijada AJE para sus asociados. A pesar de los flecos que todavía deberá cerrar el Ejecutivo, Alberto Ruiz Gallardón, alcalde de Madrid, calificó el plan como "verdaderamente importante". Patricio Rodríguez-Carmona, presidente de AJE Madrid, respondió al anuncio del Gobierno afirmando que "debemos ser agradecidos", y reconoció que el "interés de las Administraciones Públicas hacia los jóvenes empresarios es básico para desarrollar y consolidar nuestros negocios".


Veinte años de joven iniciativa

José Luis Rodríguez Zapatero aprovechó el escenario que le brindaba ayer la celebración del 20 aniversario de AJE para presentar el nuevo Plan de su Gobierno. Esta asociación, nacida en 1984, en Madrid, por iniciativa de José Barroso, propietario de la cadena de moda Don Algodón, cuenta con 43 asociaciones provinciales, 17 federaciones y 18.000 miembros. "Nacimos con el empeño de generar empleo y riqueza en nuestra propia tierra", recordó Juan Pablo Marcial, secretario general de AJE Confederación, que destacó como el germen madrileño se ha ido plantando, con los años, por toda España.

La aportación de este colectivo a la economía nacional fue reseñada por el presidente del Gobierno, quien destacó que "las nuevas empresas son mayoritariamente pymes, y éstas tienen en España una gran relevancia en el tejido productivo, como pone de manifiesto que el 46% del empleo asalariado español desarrolla su actividad en empresas de menos de 50 empleados".

Ahora, el reto de futuro que plantean los jóvenes empresarios al Ejecutivo está relacionado con la internacionalización de sus compañías. "Pedimos un ambicioso programa de internacionalización para pymes", le dijo Pau Collado Serra, presidente de AJE Confederación, a Zapatero. E insistió en que estas empresas son un pulmón para el empleo y, por eso, su verdadera responsabilidad social "es hacer que los niños tengan un futuro mejor".

Visite nuestros portales internacionales de franquicias en: Franquicias Colombia Franquicias México Franquicias Argentina
© Infofranquicias - 2016
Diseño web disgrafic.com