Versión desktop Versión móvil

Caramelo retrasa hasta septiembre el plan de inversión en Antonio Pernas

La Opinión de La Coruña | 29/07/2005 | 9:31

Caramelo retrasa hasta septiembre el plan de inversión en Antonio Pernas El grupo textil preveía tener orientado el futuro de la firma del diseñador coruñés en dos meses tras su compra en mayo por cuatro millones de euros.

La dirección de Caramelo y Antonio Pernas todavía no han cerrado el plan estratégico que encauzará la inversión -de unos cinco millones de euros- en la firma del diseñador coruñés, en manos del grupo propiedad de la familia Gestal desde finales de mayo. Entonces, el director general de Caramelo, José Manuel Rodríguez, adelantó que el proyecto estaría listo "en dos meses". Pero el análisis "va con calma, con la reflexión que es necesaria", según Rodríguez, que ayer marcaba como plazo probable para concretar el documento a lo largo del próximo septiembre.

"De momento, no hay nada nuevo", indica el gestor del grupo textil gallego. "Seguimos trabajando". Rodríguez confirma que el propio Pernas está presente en la evaluación del futuro de la que fue su empresa durante casi treinta años, "y al pie del cañón", apunta. Desde Caramelo insisten en que la relación entre el modisto coruñés y sus nuevos jefes es "magnífica".

"Antonio es sumamente creativo", dice José Manuel Rodríguez, sin querer desvelar cuáles de las líneas de negocio que operan bajo la firma Pernas -textil de hogar, perfumería...- seguirán después del verano y cuáles no. Son las prioridades que Caramelo tiene que fijar para destinar los recursos. "Sólo puedo decir que hay un montón de cosas sobre la mesa". Y hasta que estén cerradas, el director de Caramelo dice que no las dará a conocer. Tras el cierre de la operación de compra, Pernas daba por seguro que la potenciación de su gama de complementos estaba garantizada, gracias a esa "inyección de gasolina" -como él definió la venta de la compañía- que llegaba desde el que es el segundo grupo textil de Galicia, tras Inditex. Lo único que sí confirma Rodríguez es que, ahora mismo, están "a tope" preparando la cita con la Pasarela Cibeles.

Caramelo y Pernas tienen ya en la agenda "una serie de reuniones" en septiembre. Llegará el momento de elegir proyectos, "que se están estudiando, en función de los que tienen mayor rentabilidad". "Lo bueno -afirma Rodríguez- es que hay muchos proyectos y, por lo tanto, hay mucho donde elegir".

El director general de Caramelo niega que la adquisición de Pernas y el pago a Javier Cañás -el fundador de la compañía, junto con José Antonio Caramelo y Luis Gestal en 1969 y con el que hace dos años y medio se llegó a un acuerdo, con cantidad millonaria de por medio, para la compra de su 30% del capital tras anunciar su salida- hayan afectado a la capacidad económica del grupo. "Tenemos una solvencia que muchos quisieran", afirma rotundamente. "Y cualquiera noticia que diga lo contrario no es verdad en absoluto, no se ajusta a la realidad". La compañía coruñesa no cree que el textil padezca una crisis propia, sino una situación difícil "como la de todos los sectores".

"Caramelo está operando fenomenal", insiste Rodríguez, "con un magnífico rendimiento, creciendo y creando empleo". Para hacerse con Pernas, la compañía decidió acometer una ampliación de capital de dos millones de euros. "Somos una sociedad anónima, absolutamente transparente. Nuestros balances y nuestras cuentas de resultados son públicos, se pueden ver".

Con la llegada de la firma Antonio Pernas y la estrategia de crecimiento que el grupo tiene en marcha, el responsable de Caramelo describe la actual etapa como "un momento de ilusión". "Ahí estamos ejecutando pasos, cumpliendo nuestros planes, que se encuentran en plena fase de desarrollo". La empresa seguirá apostando por una red comercial que mezcla tiendas multimarca y por nuevos establecimientos "de notoriedad", que es como define Caramelo a los puntos de venta de gestión propia.

El Instituto de Comercio Exterior (Icex) ha designado en su portal en Internet a Caramelo como firma textil del mes en España. Es la segunda ocasión que lo hace. "Es un reconocimiento que nos enorgullece, y en el que tiene mucho que ver que estamos muy bien posicionados en el mercado europeo".

El 'nuevo' Caramelo

La venta de Antonio Pernas a Pernas revolucionó el sector textil español. Ambas empresas hicieron pública la operación el miércoles 25 de mayo y desvelaban que la cantidad acordada ascendía a cuatro millones de euros y que el modisto seguiría siendo la imagen de la firma que lleva su nombre.

En una comparecencia ante los medios de comunicación, Rodríguez presentaba la compra como "un matrimonio" que comparte "una forma de ver el sector". Pernas apoyaba esas palabras: "Nuestras posibilidades de crecimiento en solitario eran muy difíciles". Pero ninguno de los dos quisieron referirse al endeudamiento con el que Antonio Pernas llegaba al "matrimonio". Rodríguez se limitó a decir que el balance de 2003 recogía una deuda de 284.000 euros y que un auditor tendría que determinar en qué situación se encuentra la firma. Y en eso sigue el grupo, ahora con Pernas integrado.

El beneficio de Caramelo en el pasado ejercicio fue de 6,4 millones de euros, un 14,5% más que en 2003. Sus inversiones se habían destinado a mejorar la calidad, la innovación y el marketing.

Visite nuestros portales internacionales de franquicias en: Franquicias Colombia Franquicias México Franquicias Argentina
© Infofranquicias - 2016
Diseño web disgrafic.com