Versión desktop Versión móvil

Know How

El posicionamiento de una empresa

A. Soler | 26/11/2015 | 10:17

Posicionar una empresa es diseñar su alma y su corazón. Es diseñar qué hace y cómo compite. De manera clara para que se pueda comunicar al mercado. En este artículo reflexionamos sobre cómo trabajar el posicionamiento en una empresa.

Para qué sirve el posicionamiento:

  • Explicar exactamente qué hace la empresa.
  • Cómo se diferencia de la competencia.
  • Un buen posicionamiento es inspirador y genera motivación.

El posicionamiento debe reflejar:

  • Por qué se ha creado la organización.
  • Por qué los clientes deben comprar.
  • Por qué alguien quiere trabajar en la organización.

Cómo es un buen posicionamiento

  • Positivo: Debe expresar los beneficios que se aportan en positivo, no se trata de criticar a la competencia. Debe motivar a clientes y colaboradores de que el fin de la organización es un buen fin.
  • Centrado en el cliente: Se trata de qué se hace por el cliente, no de qué se quiere ser. No se trata de ser el “líder”, sino de comunicar por qué se es una  buena propuesta para el cliente.
  • Comprensible: Debe ser fácil de entender. Evita mucho tiempo y dinero tratando de explicarlo.
  • Centrado en las competencias claves de la empresa: Debe comunicar lo que realmente sabe hacer bien. No productos complementarios o irrelevantes.
  • Relevante: Las competencias de la organización deben coincidir con las necesidades clave del cliente, si no el posicionamiento no les será atractivo.
  • Único: No debe ser el mismo que el de los competidores. Se debe buscar dar un producto único y muy útil para el cliente. Si damos un producto útil pero poco diferenciado se cae en la guerra de precios.

Algunos consejos para lograr un buen posicionamiento

  • Busca un buen nombre: El nombre ayuda al posicionamiento. Debe ser un nombre que suene diferente, que suene lógico, que perdure en el tiempo y que sea fácil de decir.
  • Buscar nichos para crecer: Buscar un nicho que no esté muy bien servido por no ser muy atractivo a la gran empresa y especializarse puede ser interesante siempre que permita generar un volumen suficiente. Siempre se puede crecer atacando nuevos nichos.
  • Personaliza: El posicionamiento tiene mucha más fuerza si comunica a nivel personal con el cliente que si se habla en genérico. Si el cliente siente como un problema personal el problema que resuelve la organización tiene mucha más fuerza que si es un genérico. Por ejemplo, no es lo mismo “servicios para la tercera edad” que “cuidamos a tus padres”.
  • Usa un lenguaje fácil: Cualquier persona debe poder entender el posicionamiento, no solo los super expertos de un sector.
  • Comunica el mensaje en toda la organización: El posicionamiento lo debe tener claro todas las personas.
Visite nuestros portales internacionales de franquicias en: Franquicias Colombia Franquicias México Franquicias Argentina
© Infofranquicias - 2016
Diseño web disgrafic.com