Versión desktop Versión móvil

Gruphogar, construyendo tu hogar

Franquicias & Negocios

La empresa integra todos los procesos para crear viviendas personalizadas.

Con la existencia de un hueco sin cubrir en su segmento de mercado y la experiencia de su servicio integral para clientes, GrupHogar ha hecho de la construcción de viviendas unifamiliares un negocio que funciona. Siete años de trabajo han dado como resultado una red extendida por todo el país que engloba todos los procesos necesarios para la realización de viviendas, hasta su entrega ‘llave en mano’.

Funciona bajo un proceso desarrollado por ellos mismos: el Servicio Integral GrupHogar. Se benefician de la experiencia en el sector de la empresa, especializada en un principio en el desarrollo de proyectos y cálculo de estructuras, dando servicios a otras empresas; y, proporcionan a sus clientes una vivienda ‘llave en mano’, encargándose de todas las fases de la ejecución del proyecto. Así ha conseguido GrupHogar, una enseña de origen andaluz enfocada a proyectar y construir viviendas personalizadas, establecerse en el mercado nacional, ofreciendo un negocio novedoso.

Hueco en el mercado
El aprovechamiento de sinergias y el vacío existente en el sector ha contribuido al éxito de este enseña. Sus 17 puntos operativos, entre delegaciones y subdelegaciones, son buena prueba de esta evolución que el mismo responsable de Expansión de GrupHogar, Adolfo Blázquez define como “lógica”: “Hay que tener en cuenta que autopromoción -que una persona se haga su propia vivienda- ha existido desde siempre pero un servicio que elimine a este promotor las incertidumbres principales del proceso: como son el precio y el plazo; y que le sustituya en todas las fases, de forma que no tenga que dedicar más tiempo del que él mismo quiera, es algo único. Es ahí, donde está la clave de nuestra actividad”, destaca.

Servicios integrados
GrupHogar ofrece un servicio que integra todos los procesos necesarios para la realización de una vivienda, desde el diseño y elaboración del proyecto a la finalización del mismo. Esa es la base de su éxito: eliminar los problemas a los que las personas que deseaban tener su propio proyecto de vivienda, se enfrentaban. “Todavía hay personas que creen que somos una constructora mientras que otros creen que somos una promotora o un estudio de arquitectura. Sin embargo, nuestro concepto de negocio precisa ser un poco de todo ello pero el resultado final es un servicio personalizado, cliente a cliente”, subraya Blázquez.

Cómo se trabaja
GrupHogar ha dado un giro al sector de la construcción de viviendas unifamiliares con su particular concepto de negocio. Hay que tener presente que, el autopromotor, se encuentra ante un sector para él desconocido y que tiene que enfrentarse a muy diferentes procesos, desde estudiar la normativa de las parcelas interesantes, para ver si encaja en sus necesidades de vivienda, hasta la búsqueda de arquitecto, la contratación de la constructora, elección y compra de los materiales, sin olvidar los trámites administrativos necesarios. Es aquí, donde entra el juego el servicio integral de GrupHogar, una apuesta innovadora que ofrece soluciones durante todo el proceso previo y, también, durante la construcción de la vivienda.

Atención directa al cliente
GrupHogar ofrece, en definitiva, un servicio directo a su cliente, a través del cual es éste quien decide cómo será su vivienda. Mientras que las empresas promotoras trabajan sobre productos (viviendas), GrupHogar lo hace sobre personas (clientes) y lo hace persona a persona, puesto que cada proyecto es único, ya que se personaliza a cada cliente.
A través de este servicio, el cliente actúa como promotor de su futura vivienda, pero es GrupHogar quien realiza todas las fases del proceso constructivo y las gestiones que requieren, todo ello a través de un sistema cuidadosamente diseñado y centralizado, controlado por profesionales específicos, pertenecientes a la propia empresa, para cada una de las áreas.


Qué perfil buscan
Entrar en este negocio supone para el emprendedor participar de una actividad nueva dentro de un sector estable, como es el de la construcción, pero desde una perspectiva diferente a la habitual. No se necesita tener conocimientos o experiencia previa en el sector, puesto que el franquiciado va a recibir toda la información y apoyo necesario para acometer y desarrollar el proyecto. La inversión total que se necesita para entrar en esta actividad es de 70.000 euros y la rentabilidad es alta.
Este sistema de trabajo libera al franquiciado de tener una formación específica en este ámbito. Su trabajo consistirá en transmitir al cliente las características de este producto. Sólo durante el primer año de funcionamiento se prevén una media de 12 clientes sobre los que habrá que trabajar. La rentabilidad del negocio es elevada con importantes beneficios el primer año. Una oportunidad que ya ha tomado la delantera en su sector.

Cómo surge Gruphogar
Con una idea, desarrollar un servicio integral para la construcción de viviendas unifamiliares, GrupHogar comenzó su actividad en el mercado. Lo hizo al comprobar que existía un vacío en este segmento que obligaba al autopromotor, por si solo, a  afrontar desde el desconocimiento todas las fases que conlleva el proceso de construcción de una vivienda. “Nuestra empresa estaba especializada, en un principio, en el desarrollo de proyectos y cálculo de estructuras, dando servicios a otras empresas. Fue en ese momento cuando vimos una oportunidad de negocio al integrar, a través de una empresa especializada, todas las fases del proyecto.


Claves del negocio
• Ofrecen un servicio ‘llave en mano’ para  dos tipos de clientes: autopromotores y pequeños promotores de vivienda.
• El servicio integral de GrupHogar incluye todas las fases del proceso, tanto preconstructivo como constructivo.
• Trabajan con el precio cerrado y en un tiempo de ejecución determinado a la firma del contrato.
• Con este sistema de trabajo se consigue ahorrar al cliente dinero de la inversión y tiempo.
• Convierten al cliente - promotor en el auténtico protagonista en el proyecto de construcción de su vivienda.

Dónde está la diferencia
Casas se han construido desde siempre pero no de la forma integrada que lo hace GrupHogar: ofreciendo un servicio que elimine al promotor las incertidumbres principales de este proceso que son el precio y el plazo de entrega. “Nuestro sistema sustituye en todas las fases la figura del promotor, de manera que no tenga que dedicar más tiempo del que él mismo quiera poner a la elaboración de su proyecto. Es algo único y, por tanto, tenemos que dedicar tantos esfuerzos a comunicar el concepto como a nuestra marca GrupHogar. De otro modo, podríamos tener una percepción errónea por parte del cliente y crearía confusión en el mercado”, señala el responsable de Expansión de GrupHogar, Adolfo Blázquez. El concepto de negocio de GrupHogar es un servicio que integra todos los procesos, desde el diseño y elaboración del proyecto a la finalización de la vivienda. Y, se planteó, debido a la carencia existente hasta ese momento -para autopromotores- de un modelo como el nuestro.

Visite nuestros portales internacionales de franquicias en: Franquicias Colombia Franquicias México Franquicias Argentina
© Infofranquicias - 2016
Diseño web disgrafic.com