Versión desktop Versión móvil

Comunicarse: más rápido y barato

Franquicias & Negocios

El sector de la telefonía y las telecomunicaciones es uno de los que más ha crecido en los últimos años.

El sector de las telecomunicaciones español está en plena expansión. Así lo demuestran los datos año tras año. La evolución es más favorable cada nuevo ejercicio y las mejoras se reflejan tanto en los ingresos del sector como en la inversión y el empleo.
Durante 2005, el sector vivió un año de pleno crecimiento, motivado por el auge de los accesos a Internet a través de banda ancha, que crecieron a un ritmo del 47% anual, y la telefonía móvil, que superó los 42 millones de líneas activas. Todos los progresos alcanzados en el sector, han calado también entre los consumidores, que reciben cada vez mayores velocidades de transmisión y mejores condiciones económicas.

- Dimensiones del sector
En relación al conjunto de la economía, el sector de las comunicaciones electrónicas ha sido uno de los más dinámicos durante la década pasada en la mayoría de países que integran la Organización de Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE). Como consecuencia, en muchas economías, el peso del sector de las telecomunicaciones en el PIB aumentó de forma continuada. Y la tendencia se ha mantenido: tras una pequeña crisis, a partir de 2003 los ingresos del sector continuaron su incremento impulsados por la telefonía móvil y la banda ancha.

En España, el peso de las actividades del sector de las telecomunicaciones aumentó, durante 2005, sobre la economía en general; el peso de la facturación por servicios finales se situó en el 3,6% del PIB. Si se disgregan los ingresos por operaciones se comprueba que los servicios finales de comunicaciones móviles crecieron a un ritmo del 14,9% (superior al del sector en su conjunto, que fue del 9,7%), frente al crecimiento del 4,9% de los ingresos de las comunicaciones fijas. Los servicios audiovisuales aumentaron el 10,6% y los de satélite crecieron el 3%. Como consecuencia de esta evolución, las comunicaciones móviles y los servicios audiovisuales aumentaron su peso sobre el conjunto del sector hasta el 45,6% y el 12,7% respectivamente, mientras que la telefonía fija redujo su participación hasta el 41,7%.

En cuanto al empleo, el número de ocupados ascendió a 92.475 personas en 2005, lo que representa un aumento del 5,1% con respecto al ejercicio anterior. Esta evolución se debe al sector audiovisual, a las comunicaciones móviles, a los operadores de cable y, en especial, a los restantes operadores alternativos de comunicaciones fijas, cuyo número total de empleados volvió a experimentar en 2005 una significativa expansión, creando más de 5.000 nuevos puestos de trabajo.

- Triunfo de los móviles
Todavía estamos un poco lejos de nuestros países vecinos en cuanto a telecomunicaciones. En general, los hogares españoles cuentan con un nivel de equipamiento en ordenadores personales, acceso de banda ancha e Internet algo inferiores a la media de la Unión Europea. Del mismo modo, la demanda de uso de ciertos servicios es menor a la registrada en otros países.
En cambio, el nivel de penetración de la telefonía móvil en nuestro país es muy elevado: en 2005, el negocio móvil mostró un año más su gran dinamismo. Los ingresos derivados del negocio tradicional de voz crecieron un 16%, mientras que las líneas finales registraron un incremento de cuatro millones y un crecimiento del 10,5%.
Para los profesionales del sector, como Rafael Rodríguez, gerente de Tele Habla, “el futuro del sector es la comunicación móvil, tanto de voz como de datos”. Tele Habla es una enseña que inició su andadura en el año 1998 con los teléfonos de monedas. En la actualidad, entre sus servicios y productos destacan la telefonía móvil, los accesorios para móviles y pda’s, reparaciones y liberaciones, tráfico telefónico para locutorios, recargas, etcétera.

- Mejores prestaciones
Por el momento, no se espera ningún retroceso en el crecimiento que viene experimentando el sector de las telecomunicaciones en general, y el de la telefonía en particular; la calidad, las prestaciones y la capacidad que ofrecen los nuevos terminales es cada vez mayor y no deja de aumentar.

Aunque no se conocen a ciencia cierta cuáles serán los siguientes pasos, cada cual lanza sus conjeturas. Según Emilio Martín, responsable de Expansión de De la Mano, “se tenderá a unificar dispositivos y sistemas operativos, ofreciendo al usuario todos los servicios en un sólo terminal, que hará las funciones de teléfono, pda, navegador GPS, etcétera”. De la Mano ofrece servicios basados en la localización por medio de sistemas GPS de empresas e instituciones en el teléfono móvil. Martín sostiene que están a punto de aparecer nuevas prestaciones que harán de los actuales móviles una herramienta indispensable. Además, “las comunicaciones de voz y las conexiones a Internet serán cada vez más económicas”.


- Convergencia
No es fácil delimitar las enseñas que operan en este sector porque, cada vez más, las marcas tienden a concentrar distintos servicios y productos de telecomunicación. Y es que, la convergencia de servicios es una de las características que viene delimitando al sector en los últimos años: cada vez más se integran servicios que anteriormente existían como una sola oferta.
Si hablamos de telefonía podemos decir que algunas de las marcas que operan en este mercado son The Phone House, Centros Especialistas Vodafone, Tienda Futura, Tiendas Próxima, Aló, Fans de Amena, Tele Habla, etc.  

La inversión necesaria para unirse a estas cadenas va de 12.000 a cerca de 100.000 euros, aunque la media se sitúa alrededor de los 30.000 euros. Una de las principales ventajas que ofrece este segmento de mercado es que no se requiere un local de grandes dimensiones para poner en marcha el negocio. Suele bastar con un establecimiento de 30 m² de superficie, aunque depende la enseña y algunas recomiendan locales de alrededor de 60 m². Además, no suele ser imprencindible que el establecimento esté ubicado en zonas de primer orden comercial, lo que reduce las necesidades de inversión en este sentido.

Como hemos dicho, las enseñas, entre ellas las anteriormente mencionadas, tienden a concentrar distintos servicios y productos en un mismo punto de venta. Un ejemplo reciente es Orange, que ha significado una revolución en el sector gracias al amplio paquete de servicios que ofrece. Tras la compra de Amena por Orange, todo indica a que la operadora va a apostar por un segmento medio-alto del mercado.   
A corto plazo, las previsiones del sector de la telefonía móvil se muestran más que optimistas: con una campaña navideña por delante, que se prevé disputada, los objetivos de ventas se sitúan en más de seis millones de aparatos durante estas fechas.

Visite nuestros portales internacionales de franquicias en: Franquicias Colombia Franquicias México Franquicias Argentina
© Infofranquicias - 2016
Diseño web disgrafic.com