Versión desktop Versión móvil

Louis Vuitton y Pinault quieren comprar Custo Barcelona

Expansión | 07/09/2007 | 11:43

La firma de moda, que ha dado la vuelta al mundo con los diseños de sus camisetas, ha encargado su cuaderno de venta.

El modisto Custo Dalmau quiere sorprender al público en su desfile en Nueva York el próximo 11 de septiembre. Por primera vez, el diseñador subirá a la pasarela con vestidos de noche. Mientras el creador está inmerso en los últimos detalles del evento, la empresa Socios Financieros reúne los documentos necesarios para poner en marcha la venta de la compañía de los hermanos Custo y David Dalmau.

Custo Barcelona, marca comercial de la sociedad Blue Tower, ha encargado su cuaderno de venta a la empresa madrileña, que ha intermediado en operaciones como la venta de Viajar.com a Orizonia y la adquisición de Parques Reunidos por parte de Candover. Los propietarios de la firma de moda –los hermanos Dalmau– y Carlos Sagalés, director general de la empresa, llevan más de un año negociando la venta del grupo, tal y como adelantó EXPANSIÓN el pasado 15 de febrero.

La compañía desmintió entonces la noticia, pero ayer uno de los socios fundadores de Socios Financieros, Nicholas Walker, confirmó que el cuaderno de venta de Custo Barcelona está en marcha. “Los propietarios han recibido muchos acercamientos no solicitados por parte de grupos industriales y financieros extranjeros”, aseguró Walker.

Candidatos
Según fuentes del sector, entre los principales candidatos a hacerse con la firma de moda española más internacional –sin tener en cuenta cadenas como Zara y Mango– figuran varios grupos industriales franceses. Pinault-Printemps-Redoute (PPR), por ejemplo, cuenta en su cartera de marcas con enseñas de moda como Gucci, Yves Saint Laurent y Bottega Venetta, mientras Louis Vuitton Moët Hennesy (LVMH) es propietario de Loewe, Kenzo, Givenchi y Donna Karan, entre otras. Fuentes cercanas a Custo Barcelona sostienen que el gigante del lujo controlado por Bernard Arnault ha mantenido negociaciones con los hermanos Dalmau. El grupo galo rechazó ayer realizar ningún comentario al respecto.

El tercer gran grupo de la industria del lujo es Compagnie Financière Richemont –empresa suiza dueña de Montblanc y Cartier–, que en 2005 vendió a Torreal su única firma de moda, Hackett. La histórica casa de moda Chanel es también francesa, pero se trata de un grupo independiente en cuya estrategia no encajaría una empresa como Custo.

La oferta de venta de la compañía de los hermanos Dalmau ha pasado ya por los despachos de varios grupos españoles, tanto cadenas de tiendas como marcas especializadas en público masculino y femenino y firmas de capital riesgo. Torreal, el brazo inversor del empresario Juan Abelló, es una de las empresas que se ha interesado por Custo, aunque la compra ha terminado descartándose por no encajar en su estrategia en el sector de la moda.

Fuentes del mercado explican que uno de los factores que ha frenado hasta ahora la operación es “la figura de Custo Dalmau, ya que los perfiles creativos no suelen congeniar con los financieros”. El precio –que valorará principalmente la marca de la empresa– no será un impedimento para la venta, ya que, según Walker, “se trata de una cuestión de imagen para el comprador”. Custo, cuya facturación en 2007 podría ascender a 45 millones y dispone de treinta tiendas, no se venderá por una “cifra espectacular”.

Visite nuestros portales internacionales de franquicias en: Franquicias Colombia Franquicias México Franquicias Argentina
© Infofranquicias - 2016
Diseño web disgrafic.com