Versión desktop Versión móvil

Motivaciones para ser Franquiciado


Ser empresario es uno de los proyectos profesionales más destacables que hay en las sociedades actuales.

Socialmente, es una de las misiones personales de más prestigio.

La posibilidad de convertirse en el propio jefe y en el de controlar el éxito y el destino propio son motivaciones muy altas.

Los motivos básicos que suelen mover a personas a montar un negocio propio en régimen de franquicia suelen ser:
  1. Ser sus propio jefe, con la libertad de decisión y la autonomía que comporta.
  2. La satisfacción del logro de haber crear un proyecto empresarial, su propia organización. Contribuir a crear algo más.
  3. La posibilidad de obtener rentabilidad con su buen hacer y esfuerzo.
  4. Una actividad que le satisfaga razonablemente en el día a día, por tipología de trabajo y de ubicación.
  5. Encontrar una salida profesional digna en un momento de la carrera en la que se han acumulado experiencias muy valiosas. En muchos casos este cambio comporta un cambio de sector, entrando en un negocio en el que no se han tenido experiencias previas.
  6. Integrarse en una red de negocios para aprovecharse de la fuerza de un grupo, con mayor seguridad que la que comportan una aventura en solitario.
  7. Aprovecharse de un modelo de negocio probado, con su cartera de productos, sistema de marketing, sistema de operaciones y administrativo.

Vemos que los motivos fundamentales son de crear un proyecto, de disfrutar trabajando y de obtener seguridad. Tres aspectos fundamentales en el equilibrio profesional de muchas personas a las que un contrato laboral no da satisfacción.

Normalmente, la franquicia requiere del empresario franquiciado que esté al frente del negocio y empuje para que salga adelante.

Visite nuestros portales internacionales de franquicias en: Franquicias Colombia Franquicias México Franquicias Argentina
© Infofranquicias - 2016
Diseño web disgrafic.com