Versión desktop Versión móvil

Cómo conseguir financiación de los bancos

Franquicias y Negocios

Conoce cómo presentar tu proyecto al banco y qué productos puedes pedir. Uno de los pasos más complicados a la hora de montar una franquicia es la obtención de financiación por parte de los bancos. En 2009, el panorama no se dibuja demasiado positivo. Contar con un proyecto sólido es básico para convencer al banco.

Prácticamente todos los emprendedores que se deciden a montar una franquicia tienen que echar mano de la financiación bancaria para poder sufragar todos los gastos. Pero encontrar respuesta a estas necesidades financieras no es algo sencillo. En el último año, los bancos han empezado a recortar créditos, hipotecas y todo tipo de financiación. Pero, ¿cuál será la situación durante este nuevo año? ¿Podrán los emprendedores pedir crédito a los bancos? ¿A qué perfil de emprendedores se le dará financiación?

Cuál es el emprendedor ideal
Para las entidades bancarias, no existe un perfil determinado de persona al que directamente se le otorgue la financiación necesaria para montar un negocio. Pero sí que es cierto que, paralelamente a los aspectos que conciernen al negocio a financiar, hay varios puntos que se valoran a la hora de conceder un crédito: “La experiencia profesional de esta persona y por tanto la potencial capacidad de gestión del nuevo negocio, sus antecedentes, su historial en el banco, su comportamiento como consumidor...”, son los factores que enumera Pere Casas, responsable del departamento de Franquicias del Banc Sabadell, como aquellos que se tienen en cuenta.

Cómo presentar el negocio
Lo más importante a la hora de solicitar financiación es convencer al banco del proyecto con el que se quiere emprender. Para ello, Pere Casas recomienda que el franquiciado prepare un dossier de financiación, con el apoyo y el consenso del franquiciador. Este dossier será lo que el banco evalúe para financiar o no el proyecto. En este documento se debería incluir información sobre cuatro aspectos clave: presentación personal del prestatario, presentación del proyecto, presentación financiera e información contractual de la franquicia. Con todos estos datos, el banco obtiene la garantía de preparación y dominio del proyecto por parte del emprendedor.
Los profesionales de la banca comentan que, aunque no existe un importe máximo determinado, como norma general, es recomendable para el buen funcionamiento del negocio una financiación bancaria máxima equivalente a dos terceras partes del total de la inversión.

Productos de la banca española
Son muchos los bancos que cuentan con departamentos específicos para la franquicia. El Banco Sabadell, con su BS Franquicias, el Santander Central Hispano, con su Solución Franquicias o el BBVA, con Soluciones BBVA a Franquicias, son algunos ejemplos. En todos estos departamentos, se ofrece tanto a franquiciados como a franquiciadores un gran número de servicios y asesoramiento especializados que responden a las necesidades concretas de este tipo de negocios. Y también, se prestan soluciones financieras. Por una parte, muchos bancos ofrecen financiación destinada a  afrontar la inversión inicial: desde el pago del canon de entrada, hasta las reformas y acondicionamiento del local. Los ‘leasings’ y ‘rentings’ para adquirir bienes amortizables (equipamiento, material informático, vehículos...) y pagar el alquiler del local también son uno de los productos adaptados a las necesidades de la franquicia.
Además, también existen soluciones especialmente diseñadas para cubrir las necesidades de capital circulante: créditos destinados a las necesidades de tesorería y para garantizar los pagos a terceros.
De entrada, pues, no son pocos los productos preparados por las entidades bancarias para cubrir las necesidades financieras de la franquicia.

Acuerdos preferenciales
Muchos bancos, además, cuentan con acuerdos con diferentes cadenas de franquicias con el fin de ofrecer condiciones preferenciales a los franquiciados de esa marca: beneficios en los plazos de devolución, en el tipo de interés, en la cantidad a financiar, etc. Por ejemplo, Banco Sabadell ha firmado recientemente un acuerdo con la red de jugueterías Eurekakids por el cual facilitará a la red de establecimientos de la marca, ya sean propios o franquiciados, la financiación de la inversión inicial (acondicionamiento del local, mobiliario, maquinaria, decoración, equipos informáticos, etc.), y las reformas necesarias para mantener el comercio actualizado.
Es sólo un ejemplo de un tipo de acuerdos muy común en la franquicia. Por ello, los emprendedores, al unirse a una red, pueden preguntar al franquiciador si existe algún acuerdo del que beneficiarse.

Las entidades bancarias también firman convenios de colaboración con organismos oficiales, estatales y autonómicos con el fin de ofrecer productos financieros con bajos tipos de interés: lo hacen gracias a organismos como el ICO, Plan Avanza y otros planes promovidos por entidades públicas. Muchos de estas soluciones se ofrecen con el fin de que la financiación llegue a personas a las que les resulta difícil conseguir financiación por las vías tradicionales.

El panorama para 2009
Mirando al 2009, las perspectivas no son demasiado buenas. La situación económica no invita a la concesión de crédito por parte de las entidades bancarias. Aún así, si se cuenta con un proyecto firme, estudiado y se transmite al banco la solidez del negocio, no habrá más impedimentos de los que hay ahora. Además, siempre hay que tener en cuenta la posibilidad de atenerse a uno de esos acuerdos que ofrecen algunos bancos (líneas ICO, por ejemplo).
Visite nuestros portales internacionales de franquicias en: Franquicias Colombia Franquicias México Franquicias Argentina
© Infofranquicias - 2016
Diseño web disgrafic.com